No más virus, por favor

Otro día más en el trabajo.
Enciendo mi ordenador y lo primero que hago es revisar el correo.
Abro mi correo y… ¡sorpresa! Empieza a descargarme más de 50 mensajes.

Menos mal que no somos de habla inglesa porque la mitad son en inglés (descarado que son spam) y seguro que alguno de los que llegan con adjuntos tienen virus (apostaría algo).

Y toca hacer limpieza, no sin la típica preocupación de que al revisar alguno de los mensajes se infecte mi equipo con algún virus no deseado.

Ordenador con virusLa última vez fue no hace mucho a un compañero. Y adiós al disco duro. Menuda faena.

A mí, por suerte todavía no me ha tocado algo tan grave. Sí que he cogido algún spyware que otro, pero no han sido tan problemáticos y he podido solucionarlo con mayor o menor suerte.

Ahora tenemos instado un antivirus en cada ordenador, pero ya sabes:
tener un antivirus instalado en el PC es a veces, algo que parece ser más contraproducente que beneficioso…

El equipo se eterniza en el arranque, va más lento, interfiere en mi navegación por Internet… vamos que hace de todo menos lidiar con los virus cuando aparecen.

Es en estos casos cuando se agradecería una solución de antivirus más temprana. Nunca te has puesto a pensar en lo siguiente: Si los mensajes llegan primero a mi servidor de correo ¿por qué no se encarga éste de eliminar los mensajes con virus antes de enviarlos a mi buzón? Pues este tipo de soluciones ya existen hoy en día y las ofrecen muchos proveedores de hosting.

Se trata de disponer de una solución antivirus en el servidor de correo, de modo que los virus se identifiquen y se borren antes de ser enviados a un buzón de correo particular. Aunque no es una solución definitiva (siempre hay mensajes con virus que pueden colarse) la verdad es que se reciben muchos menos mensajes con virus, de eso no hay duda.

Imagina que no tuvieras un antivirus en el servidor de correo… todos los mensajes los recibes en tu buzón y es el antivirus de tu equipo quien los identifica. Pero puede que alguno sea identificado demasiado tarde… (como le pasó a mi compañero, que abrió uno que no debía). Pero, ¿por qué arriesgarse? Con una solución antivirus en tu proveedor de correo evitas riesgos innecesarios y minimizas el impacto de los virus en tu correo.

Además, muchos proveedores ya te ofrecen el servicio de antivirus, junto con otro muy útil de antispam, incluido en el correo (y si no, es una buena idea contratarlo, porque suelen ser muy baratos y te evitan de muchos problemas con el correo -sobre todo si no tienes un antivirus en el PC donde descargas el correo-).

Así que ya sabes. Busca una solución de correo que al menos tenga un servicio de antivirus en el servidor (y mejor si además tiene también antispam) y verás como recibes muchos menos virus y spam en tu correo.