Web3 y metaverso

Web3 y metaverso, así se resolverá la demanda creciente de almacenamiento de datos

Las exigencias actuales en cuanto a almacenamiento de datos son cada vez mayores. No ya cada año, sino casi cada día, el volumen de datos generados es ingente y no para de crecer. A raíz de la aparición de Internet y, más adelante, cuando llegó el cloud computing, las necesidades empresariales en cuanto a almacenamiento y gestión de los datos son decisivas para el futuro de las compañías.

Existen diferentes tipos de almacenamiento de datos para las empresas, desde los tradicionales o clásicos, con sus componentes dedicados, como medios de almacenamiento con múltiples rutas, RAID asistido por hardware y demás; así como también la apuesta más segura en la actualidad, el cloud storage.

Todas estas opciones son válidas teniendo en cuenta sus ventajas y desventajas, pero con el advenimiento de la Web3 nos enfrentamos a un problema todavía más exigente. Si bien el cloud storage es una de las mejores opciones empresariales en la actualidad, todavía no nos podemos hacer una idea clara de lo que va a suponer el próximo reto de almacenamiento de datos.

Próximos retos de almacenamiento de datos

Estamos a las puertas de la Web3 y tenemos ya, entre nosotros, al metaverso (aunque es un concepto al que le queda aún recorrido para evolucionar y bajar al terreno más práctico). Ambas tecnologías generan una demanda de almacenamiento de datos sin precedentes, sobre todo atendiendo a los datos y contenidos generados por los usuarios.

Hemos de tener presente la relevancia de estos usuarios particulares que se conectan a las redes y contribuyen con sus contenidos, datos e interacciones que, agregados, suponen cifras desorbitadas y, además, en tiempo real a cualquier hora.

La necesidad de un almacenamiento accesible y seguro no es nueva, pero cuando nos paramos a pensar que, pronto, todo el mundo va a empezar a crear espacios interactivos enteros en el metaverso, esa necesidad se vuelve más acuciante.

Los más veteranos recordamos Second Life, lo que vendría a ser el precursor del metaverso. Era la next big thing que, a la postre, se quedó en una mera curiosidad. Quizás no era su momento, seguramente la tecnología de la época no podía dar soporte a esa idea.

Hoy sí parece ser el momento del metaverso. Si la línea de separación entre lo real y lo virtual lleva años siendo difusa, la realidad del mundo y la sociedad se están encargando de borrarla, sin más. La pandemia nos ha ayudado a adoptar ese mundo virtual como un refugio o un lugar seguro en el que mantener las interacciones no sólo personales, sino empresariales y de negocio.

Desde que arrancó la pandemia, la generación de datos se ha multiplicado de manera exponencial sin que se vislumbre el techo. Como dato (que también hay que tomar con precaución), el tamaño del mercado mundial de plataformas de contenidos generados por el usuario se valorará en 18.650 millones de dólares en 2028, según Grand View Research. ¿Cómo se puede abordar desde el punto de vista del almacenamiento masivo de datos?

Almacenamiento descentralizado para el metaverso

El almacenamiento de datos se puede ver de dos maneras, o desde dos puntos de vista: centralizado o descentralizado. En caso de ser centralizado, los datos se almacenarán, como podemos deducir fácilmente, en una ubicación determinada. Las implicaciones de ese punto único en el que se almacenan los datos son evidentes: en caso de fallo catastrófico puede que los datos desaparezcan. Sí, existen las estrategias de backup, pero es más probable la catástrofe cuando los datos residen en una única localización.

De otra manera, las soluciones de almacenamiento descentralizado distribuyen los datos del usuario en diferentes conjuntos de nodos de red autónomos entre sí. Esto implica redundancia natural de los datos, mejora las condiciones de privacidad, aumenta el control de los usuarios sobre sus propios datos y mejora la seguridad. Además, el almacenamiento es mucho más eficiente y los costes se reducen de la misma manera en que se distribuyen los puntos de almacenamiento.

Blockchain entra en escena para proporcionar escalabilidad, alta eficiencia, seguridad, fiabilidad y tolerancia automática a fallos, por lo que aplicado al almacenamiento nos abre las puertas a un almacenamiento «inagotable», siempre sujeto, eso sí, al data sovereignty

Lo que parece claro es que la única manera en la actualidad de afrontar el almacenamiento masivo necesario para dar soporte al Web3 y el metaverso pasa por las soluciones descentralizadas.

En Arsys te ofrecemos todas las tecnologías de almacenamiento del mercado. En función del rendimiento y del volumen de almacenamiento que necesites, puede variar la solución más adecuada para tu proyecto. Además, te facilitamos no solo las herramientas adecuadas, sino un asesoramiento constante y el apoyo de un nutrido grupo de profesionales que dan servicio las 24 horas. ¡Dar el paso a la digitalización es muy sencillo con nosotros!

La copia de seguridad que necesitas para tus dispositivos, tus proyectos y tus datos
Accede a tus archivos desde cualquier dispositivo y lugar de forma segura
pack
10 GB
Gratis
Consigue tu backup ahora