Plugins Builders… O cómo convertir WordPress en un editor más fácil de utilizar

Hoy revisamos varios plugins de WordPress de una categoría denominada Builders (constructores en inglés) que permiten llegar a convertir este gestor de contenidos en un editor “lo que ves es lo que tienes” (WYSIWYG, de WhatYouSeeIsWhatYouGet), incluso con características de arrastrar y soltar. De este modo, WordPress resulta todavía más fácil de utilizar para todos los perfiles de usuarios y es posible incorporar numerosas funcionalidades sin escribir ni una línea de programación.

Como ya sabemos, WordPress es el CMS más popular que existe. Trabajar con WordPress  resulta más sencillo que con otros gestores de contenidos; su sistema de plantillas  permite utilizar  miles de diseños ya creados muy fácilmente, y gracias a los plugins es fácil incluir todo aquello que un desarrollador pueda necesitar para su proyecto.

Sin embargo, entrar de manera profunda en su personalización no es siempre resulta tan fácil. Hacen falta conocimientos de HTML, CSS y en muchas ocasiones de PHP, como vimos en Lenguajes imprescindibles para exprimir WordPress. Además, también requiere a los desarrolladores ciertas nociones fundamentales sobre la estructuración del código del propio WordPress, para saber dónde hay que colocar cada cosa, o qué archivos se deben de modificar para producir los cambios deseados.

En resumen, no todas las personas que deseen personalizar su web serán capaces de llegar a sus objetivos sin una base de conocimiento  razonable de programación en WordPress. Para los usuarios que se encuentran en esta situación es para lo que existen estos plugins Builders, que básicamente suplen esas necesidades con herramientas que permiten modificar la web sin escribir código.

Afortunadamente, el propio ecosistema de plugins de WordPress es tan enorme y rico que contempla diversas extensiones Builders para personalizar WordPress fácilmente. Repasamos los más conocidos:

  • Page Builder. Este es un plugin extremadamente popular, con más de un millón de instalaciones, gratuito para muchos de sus usos. Nos permite editar la página desde la propia interfaz de administración de WordPress. Para ello, nos aparece una nueva opción entre las alternativas de edición de contenido Visual, Texto y Page Builder.Una vez dentro de Page Builder puedes arrastrar y soltar para colocar en tu página una serie muy variada de widgets y acoplar distintas clases de contenido.
  • Beaver Builder. Este plugin es una obra de arte por la cantidad de opciones que dispone y el elevado grado de personalización. Permite insertar todo tipo de contenido dentro de una web, desde imagen o texto a cualquier otra cosa que necesitemos, incluso elementos especiales que serían difíciles de realizar con código desde cero, como menús, pases de diapositivas, etc.  El único problema es su precio, que comienza en 99 dólares, aunque si somos profesionales y gestionamos más de una página compensará la opción de 199$ para contar con su base de datos de plantillas y la opción multisite.

  • Elementor. Con una extensa comunidad de usuarios, este editor permite también editar páginas con una cuidada interfaz y sin necesidad de codificación. Tiene una versión gratuita aunque, como otros plugins, para desbloquear algunas funciones premium es necesario pasar por caja.
  • Live Composer. Ahora mostramos otra alternativa de builder desde el frontend,  aunque en este caso de manera gratuita. La interfaz está un poco menos clara, pero funciona correctamente y responde a drag & drop (arrastrar y soltar), por lo que los usuarios se sentirán muy satisfechos. Al manipular la página desde el frontend, los administradores podrán usar el editor desde la propia visualización de la página.
  • Divi Builder. Otro plugin que permite un  elevado grado de personalización y que viene con una base de plantillas de la reconocida empresa Elegant Themes. Permite la inserción de cualquier tipo de contenido y la edición desde el propio frontend. El acabado es muy profesional, aunque el precio aumenta bastante para un uso ilimitado en el tiempo. Dispone de una tarifa más barata, aunque requiere pago anual.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *